Política de cookies Política de Cookies.
Reserva ahora
+34 947 04 04 04
Reserva ahora
  • imagen1280162385
  • imagen1280163424
  • imagen1280137676
  • imagen1279537443

Burgos renacentista, gótico, amurallado...

RUTAS URBANAS


Burgos Renacentista 

Este recorrido nos lleva por el Burgos del siglo XVI, una ciudad en pleno apogeo comercial y cultural que atrajo los mejores artistas centroeuropeos del momento, que dejaron su impronta en importantes edificios concentrados en la zona sur de la ciudad.

La Ruta del Cid
La ruta que se propone a continuación permite reconocer los principales episodios y lugares conservados que guardan una relación directa con Rodrigo Díaz de Vivar y el Poema de Mio Cid. De Vivar a Burgos, camino del destierro, el Cid Campeador llega a la ciudad donde tiene sus casas y viven muchos de los caballeros que partirán con él a la aventura.

Desde el Solar del Cid, donde estuvo su palacio, hasta la iglesia de Santa Águeda donde se sitúa el juramento que El Cid tomó al rey Alfonso VI, pasando por la Catedral, el Arco de Santa María hasta el puente de San Pablo. Al final del Paseo del Espolón se encuentra la estatua ecuestre del Campeador ubicada en la Plaza de Mio Cid. Se trata de una monumental obra esculpida en bronce por Juan Cristóbal, con la colaboración del arquitecto Fernando Chueca Goitia, e inaugurada en 1955.

Junto a ella el Puente de San Pablo está defendido por representaciones pétreas que representan a personajes cercanos a la figura del Cid.

Burgos gótico
Burgos vivió un extraordinario momento de desarrollo artístico entre los siglos XIII-XV. El gótico tiene su máxima expresión en la Catedral. Y junto a ella, un barrio medieval que atesora un conjunto de hermosas iglesias y monumentos civiles.

Las Iglesias de San Nicolás de Bari, San Esteban, San Gil y la Casa del Cordón, el edificio civil más importante de la ciudad son reflejo de aquel esplendor histórico.

Paseo por el castillo
La visita al Castillo y su entorno no significa sólo un viaje a los orígenes de la ciudad, sino que supone una experiencia cultural de primer orden, pasando de los tesoros arqueológicos e históricos de la propia fortaleza a la diversidad de la naturaleza de su parque, el mayor de Burgos, que nos descubre la fauna y la flora autóctona en sus paseos y en el Centro de Divulgación de Aves.

Ruta de la Luz
Tras el atardecer la ciudad es otra. Los monumentos iluminados presenta un aspecto distinto y muy atractivo. El tren turístico que inicia el recorrido junto a la catedral, permite realizar la visita de manera cómoda y agradable.

Burgos amurallado
Esta ruta nos recuerda el pasado fortificado de Burgos. En el año 884 el conde Diego Porcelos fundó la ciudad y su castillo erigido en el cerro de La Blanca desde donde fue modelando la arquitectura de la villa.
La fortificación brinda al visitante una vista excepcional de la vieja ciudad amurallada con sus puertas y monumentos.La ruta comienza en el Paseo del Espolón, obra del siglo XVIII que marca la expansión de la ciudad.

En el paseo se encuentra el Consulado del Mar, edificio del siglo XVII que recuerda el pasado comercial de Burgos. Más adelante el viajero se encuentra con la que fue la entrada más importante de la ciudad a través de la muralla, el Arco de Santa María. Continuando por el Paseo de la Isla, prolongación del Espolón. Poco después el Paseo de los Cubos, que nos ofrece el lienzo más largo de muralla conservado en la actualidad.

En sus muros se abre la Puerta de la Judería junto a la aljama, una de las juderías más vitales del siglo XIII. Antes de acceder a la fortaleza burgalesa , el Arco de San Martín. De estilo mudéjar, la puerta más occidental de la muralla por donde salían los peregrinos en su ruta hacia Santiago.

Atravesando el arco se alza el Solar del Cid, donde según narra la tradición, tuvo asiento la residencia urbana del Cid .Tras él se alza el cerro del Castillo, al que se accede por unas escaleras que conducen al Mirador del Castillo, desde donde se disfruta de una excepcional panorámica del viejo recinto amurallado y de toda la ciudad de Burgos.

Ruta de los Museos
Comenzamos la ruta por el Museo de Burgos, antes conocido como Museo Arqueológico Provincial. Sus salas ocupan dos palacetes contiguos, la Casa de los Miranda y la Casa de los Angulo.

El museo está dividido en varias secciones desde la Arqueología al Arte contemporáneo. Continuamos visitando el Museo Catedralicio, instalado en el interior del templo en las capillas de San Juan Bautista y en la de Santiago, que acoge obras de pintura y tapicería. En este museo, que se inauguró tras la restauración integral de ambas capillas, sorprende tanto el continente como el contenido.

Dejando atrás los tesoros de la Catedral ascendemos por la vieja ciudad medieval hasta alcanzar la iglesia de San Esteban, que acoge el Museo del Retablo, uno de los mejores de Europa en su categoría.Junto a este interesante museo se alza otro de reciente construcción.


El Centro de Arte Caja de Burgos (CAB) alberga la colección de esta entidad financiera, integrada por más de 300 obras de arte con una apuesta clara por las nuevas tendencias.

Cerrar